La importancia de los foros virtuales en los procesos educativos

Mónica Perazzo
Por Mg. Mónica Perazzo >>

Desde una perspectiva socio-cultural y constructivista del aprendizaje que entiende que el conocimiento se construye a través de las interacciones y negociación de significados entre docentes y estudiantes, y estudiantes entre sí, adquieren suma importancia todos los espacios y oportunidades que se ofrecen para intercambiar, dialogar y construir conocimientos, tanto en la modalidad presencial como en la educación a distancia.

1. Breve marco de referencia

Coll (2001) expresa que el aprendizaje es un proceso de construcción de significados y de atribución de sentido a los contenidos y tareas, mientras que la enseñanza es un proceso de ayuda que varía en tipo y en grado como medio de ajuste a las necesidades que surgen a lo largo del proceso educativo. Agrega que el proceso de interacción entre estudiantes permite que se pongan en marcha procesos interpsicológicos de construcción del conocimiento que favorecen la significatividad del aprendizaje y la atribución de sentido al mismo, y que difícilmente se producen en la interacción profesor-estudiante.

Trasladando estos principios rectores a la organización de las aulas virtuales, otorgaremos un valor fundamental a los espacios colectivos que permitan crear una zona de comunicación, intersubjetividad y colaboración entre los estudiantes, como es el caso de los foros que pueden utilizarse con distintos objetivos y funciones didácticas. En tal sentido, los foros disponibles en el aula virtual son herramientas que posibilitan, con cierto grado de flexibilidad, crear una comunicación multidireccional (entre todos: docente y estudiantes), de tipo asincrónica con retroalimentación diferida.

En los foros virtuales, al igual que en los debates de las clases presenciales, los estudiantes se comunican, intercambian experiencias e ideas, formulan preguntas, exponen situaciones, responden preguntas, sintetizan pensamientos, reflexionan y cuestionan, etc. con la intervención del docente que promueve, apoya y retroalimenta los diálogos.

En esa línea, distintas investigaciones que han estudiado los resultados de aprendizaje que emergen de las interacciones cognitivas en espacios virtuales asincrónicos, han diseÑado modelos de análisis de los debates que se desarrollan en los foros, algunos de los cuales exploran las contribuciones y aportes desde una perspectiva del aprendizaje constructivista (Gunawardena, Lowe y Anderson, 1997) y otros indagan sobre tres dimensiones de las interacciones virtuales: presencia social, cognitiva y docente (Garrison, Anderson y Archer, 2000). A modo ilustrativo, la perspectiva constructivista analiza el proceso de construcción conjunta del conocimiento que lleva a cabo una comunidad de participantes en un foro y distingue cinco posibles fases las que, por su nivel de menor a mayor complejidad cognitiva, se definen de este modo:

  • Nivel I: Compartir/comparar información.
  • Nivel II: Descubrir y explorar la disonancia o inconsistencia entre ideas, conceptos o declaraciones de los participantes.
  • Nivel III: Negociar el significado. – Nivel IV: Intentar la elaboración de síntesis o modificar el conocimiento co-construido propuesto.
  • Nivel V: Expresar acuerdos, declaraciones y aplicaciones relativos a los significados construidos (Gunawardena, Lowe y Anderson, 1997)

2. Los foros que ofrece el Campus Virtual UNLa

La plataforma Moodle, que es la tecnología del Campus Virtual UNLa, cuenta con cuatro tipos de foros que posibilitan distintas funciones didácticas y que cada docente seleccionará de acuerdo con los objetivos de aprendizaje y los contenidos de su asignatura o curso. Los cuatro tipos son: foro para uso general, debate sencillo, cada persona plantea un tema, y foro de preguntas y respuestas.



Foro para uso general

El foro es un foro abierto donde cualquier integrante puede empezar un nuevo tema de diálogo/debate cuando quiera y en donde todos pueden intervenir. Por lo general el docente utiliza este espacio para informar sobre novedades y anuncios o pautas metodológicas vinculadas con el estudio de la asignatura.

Foro de debate sencillo

El foro de debate sencillo posibilita generar una discusión sobre un problema o tema de interés de una unidad en un lapso limitado de tiempo. A través de preguntas, estudio de un caso o problema, cotejo de autores y enfoques, descripción de ejemplos, entre otros, el docente podrá activar el diálogo y el debate de modo tal que los estudiantes puedan expresar sus saberes, conocimientos y experiencias alrededor de un tópico o situación, con la ventaja de que puede hacerse un cierre “provisorio” del debate para resumir los aportes de cada uno y replantear nuevos interrogantes.

Foro: Cada persona plantea un tema

En este caso el estudiante plantea un único tema de discusión que puede ser respondido por todos los compaÑeros, sin límite de tiempo.

Foro de Preguntas y Respuestas

El docente puede utilizar este foro para plantear alguna pregunta particular que cada alumno debe responder de modo original y personal. Una vez que el estudiante respondió a la pregunta, podrá leer las respuestas de sus compaÑeros y comentarlas o ampliarlas.

3. Propuesta para la organización y gestión de los foros de debate

en términos de organizar, gestionar, moderar y evaluar los foros de debate que se consideran espacios privilegiados que abren la comunicación, el intercambio y la interacción socio-cognitiva entre estudiantes y docentes, y que promueven la participación activa y la socialización de las producciones académicas individuales y grupales. Esta experiencia de trabajo a lo largo de estos 10 aÑos me permite reconocer que la mayor distancia con el alumno es en realidad, la que está lejos de las situaciones de aprendizaje. La experiencia docente en el aula tradicional nos remite a trabajos grupales plasmados en debates o foros “cara a cara” que hoy encuentran un nuevo dispositivo electrónico que permite desarrollarlos con ciertos rasgos peculiares: el foro virtual. Además de las similitudes y características comunes que tienen ambos tipos de foro como espacios de diálogo e interacción, es posible identificar algunas diferencias las que nos ayudarán a prefigurar criterios, pautas y responsabilidades necesarios para organizar y gestionar de modo apropiado los foros virtuales. A continuación se exponen algunas de esas diferencias:

Foros virtuales en contextos educativos
Ventajas Desventajas

Foros tradicionales Foros virtuales
Presenciales (mismo lugar) A distancia (lugares diferentes)
Tiempo real (sincrónico) Diferentes tiempos (asincrónicos)
Participaciones orales Participaciones escritas
La participación requiere pedir la palabra La participación no requiere pedir la palabra
Moderador puede detener participaciones extensas o que se aparten del eje temático Moderador no puede detener las participaciones extensas ni las que se aparten del eje temático

Figura de V. Brito

Por otro lado, el análisis de experiencias y relatos de estudiantes que participaron en foros de debate en entornos virtuales, nos permite reconocer un conjunto de ventajas y desventajas que se resumen en el siguiente cuadro:

FOROS VIRTUALES EN CONTEXTOS EDUCATIVOS
Ventajas Desventajas
Habilitan la participación de todos los integrantes del grupo en tiempos diferidos

Potencian el desarrollo de competencias comunicativas de tipo verbal

Favorecen la elaboración de argumentos y pensamientos de mayor profundidad que los emitidos en clases presenciales.
Requieren lectura de las participaciones previas de los pares y vinculación de aportes ya realizados Excluyen lenguajes no verbales (comunicación analógica)

En las discusiones temáticas mediadas a veces se torna difícil captar el punto de vista del otro; no hay posibilidades de re-preguntas o aclaraciones de modo inmediato.

Foros virtuales en la educación: ventajas y desventajas. Elaboración propia

Los rasgos peculiares de los foros virtuales en el ámbito educativo, con sus ventajas y desventajas, dan lugar a un conjunto de criterios y pautas que se consideran fundamentales para que esas instancias de interacción y de negociación de sentidos contribuyan a lograr los aprendizajes esperados.

4. Hacia una configuración didáctica de foros de debate

La óptima configuración didáctica de los foros requiere el despliegue de estrategias y pautas de orden cognitivo y de orden organizativo que, en forma conjunta, influyen en el desarrollo de comunidades de estudiantes que aprenden de manera colaborativa. A continuación se describen algunas propuestas para el trabajo docente.

A) Pautas para orientar la construcción compartida de significados y aprendizajes

  • Establezca con claridad qué propósito le asigna al foro: intercambiar información y experiencias; resolver un problema, caso o interrogante; plantear hipótesis; describir situaciones o ejemplos sobre un eje conceptual o procedimental; negociar significados para re-elaborar un concepto; elaborar un proyecto colaborativo; comparar puntos de vista y argumentos; etc.
  • Permita que fluya el debate, el intercambio, las opiniones divergentes y convergentes entre los estudiantes, sin responder a cada uno de los aportes que se realicen, ya que ello podría interferir, influir o cercenar opiniones que pueden ser objeto de discusión.
  • Aliente la participación de todos los alumnos cuando se trata de una experiencia nueva para ellos.
  • Fomente la “escucha” y comprensión de las distintas voces que discurren en el foro para generar una genuina trama dialógica.
  • Modere el flujo de contribuciones personales cuando los comentarios o ideas se aparten del tema del debate o dispersen la discusión, señalando que es necesario ajustarse a la consigna.
  • Intervenga si los aportes generan conflictos cognitivos o posturas no adecuadas, para lo cual podrá plantear interrogantes, reflexiones o categorías conceptuales que permitan encauzar o re-encauzar el debate.
  • Propicie una síntesis o un resumen de los aportes realizados, dando cuenta de acuerdos y desacuerdos, convergencias y divergencias, negociación de significados, sugerencias y reflexiones. Esta tarea podrá realizarla el docente o delegarla en los alumnos de modo rotativo.
  • Promueva una comunidad de aprendizaje que progresivamente resulte menos dependiente del docente tutor para aportar ideas y elaborar conclusiones.

B) Pautas formales para la organización de los foros

Se considera que las pautas formales son tan necesarias como las ya citadas, en tanto perfilan un debate con inicio, desarrollo y cierre en un tiempo acotado, generando así expectativas claras sobre el foro. En este caso es importante que el docente:

  • Presente consignas específicas, sin margen de ambigüedades, en relación al tema/problema/interrogante y a la forma de participación en el foro (por ejemplo: una o más intervenciones por alumno, no superar determinada cantidad de renglones, con o sin archivo adjunto).
  • Haga cumplir ciertas normas de etiqueta: cortesía, respeto, apertura al diálogo.
  • Asigne tiempos (días, semanas) de inicio, desarrollo y cierre del foro.
  • Explicite el número de participaciones obligatorias de cada estudiante.
  • Indique cómo y quién hará el cierre “provisorio” del debate (a cargo del docente o de los cursantes). Esta tarea puede ser delegada en fases más avanzadas del curso a los propios estudiantes si es que consideramos que la actividad de sistematización, resumen o síntesis de las participaciones individuales constituye una competencia que deben lograr los estudiantes en su itinerario formativo.

De acuerdo con los principios y criterios enunciados, consideramos relevante el papel del docente y su intervención permanente como figura que dinamiza, apoya, modera y orienta los aportes que se plasman en los foros. Entendemos que la presencia virtual del docente en los espacios de debate, caracterizada por su equilibrio, continuidad y apertura, es un factor que no sólo alienta la participación y la tarea comprometida de los estudiantes alrededor de un tema o problema, sino que también ofrece el desarrollo de competencias cognitivas de alto nivel para su formación.

Referencias bibliográficas

Barberá, E. y otros. (2002). Pautas para el análisis de la intervención en entornos de aprendizaje virtual: dimensiones relevantes e instrumentos de evaluación. EDUS/UOC & GRINTIE/UB.

Brito, V. (2004). El foro electrónico: una herramienta tecnológica para facilitar el aprendizaje colaborativo. Edutec. Revista Electrónica de Tecnología Educativa, Nº 17. Recuperado el 24/04/12 de: http://www.uib.es/depart/gte/edutec-e/revelec17/brito_16a.htm

Coll, C. (2001). Constructivismo y educación: la concepción constructivista de la enseñanza y del aprendizaje, en: C. Coll, J. Palacios, A. Marchesi (comps.). Desarrollo psicológico y educación. Psicología de la educación escolar. Madrid: Alianza, pp. 157-188.

Garrison, D., Anderson, T. and Archer, W. (2000). Critical Thinking and Computer Conferencing: A Model and Tool to Assess Cognitive Presence. Recuperado el 16/03/12 de: http://www.atl.ualberta.ca/cmc/CogPresPaper_June30_.pdf

Gros Salvat, B. y Adrián, M. (2004). Estudio sobre el uso de los foros virtuales para favorecer las actividades colaborativas en la enseñanza superior. Teoría de la Educación. Educación y Cultura en la Sociedad de la Información. Vol. 5. Recuperado el 27/04/12 de: http://www3.usal.es/~teoriaeducacion/rev_numero_05/n5_art_gros_adrian.htm

Gunawardena, L., Lowe, C. y Anderson,T. (1997). Interaction anlysis of a global online debate and the development of a constructivist interaction analysis model for computer conferencing. Journal of Educational Computing Research, 17 (4), 395-429.

El Campus Virtual de la Universidad Nacional de Lanús depende del Vicerrectorado y fue creado por Resolución Rectoral nº 1589 del año 2009 29 de septiembre 3901. Edificio José Hernández. (1826) Remedios de Escalada. Tel. 55335600 interno 5838